Causas de la infertilidad secundaria y cómo prevenirlas

Salud

La infertilidad secundaria es una situación difícil de afrontar para las parejas que están tratando de concebir un hijo después de haber tenido uno o más con anterioridad. Las causas son muchas y variadas, desde problemas de esperma y trompas de Falopio, hasta endometriosis, peso, edad y hábitos de vida poco saludables. En este artículo, te explicamos las principales causas de la infertilidad secundaria y cómo prevenirlas.

Principales causantes de la infertilidad secundaria

Esperma

La primera causa de infertilidad en nuestra lista es el esperma. En el caso de la infertilidad secundaria, los espermatozoides del hombre pueden no ser tan efectivos como solían ser antes. Esto puede estar causado por factores como el envejecimiento, el tabaco, la obesidad y el estrés. Para prevenir esta causa, se recomienda una dieta saludable, ejercicio regular y evitar hábitos poco saludables.

Trompas de Falopio

Las trompas de Falopio son otro motivo común de infertilidad secundaria. Si las trompas se bloquean o dañan, los óvulos pueden no llegar al útero o los espermatozoides pueden tener dificultades para llegar al óvulo. Algunos factores que pueden causar daño a las trompas son infecciones como la enfermedad inflamatoria pélvica, endometriosis y cirugías abdominales. Para prevenir esta causa, es importante realizarse exámenes médicos regularmente.

Ovulación

La ovulación también puede ser un problema en la infertilidad secundaria. Si la mujer no ovula regularmente y la producción de óvulos disminuye, puede ser difícil concebir. La edad y la obesidad son algunos de los factores que pueden afectar a la ovulación. Para prevenir esta causa, es recomendable llevar una dieta saludable, hacer ejercicio regularmente y realizar exámenes médicos regulares.

También te puede interesar leer:  Consejos para un corazón sano

Endometriosis

La endometriosis es otra causa común de infertilidad secundaria. Esta afección ocurre cuando las células del endometrio, el tejido que recubre el interior del útero, crecen fuera del útero. Esto puede causar daño a los ovarios, trompas de Falopio y otros órganos reproductivos. Para prevenir esta causa, se recomienda un diagnóstico y tratamiento tempranos.

Peso y edad

Por último, el peso y la edad también son factores que pueden contribuir a la infertilidad secundaria. Las mujeres que tienen sobrepeso u obesidad pueden tener dificultades para ovular y para concebir. Además, a medida que las mujeres envejecen, la calidad y cantidad de los óvulos disminuye, lo que hace que sea más difícil concebir. Para prevenir estas causas, es necesario adoptar un estilo de vida saludable.

La infertilidad secundaria puede ser causada por una variedad de factores, desde problemas con el esperma y las trompas de Falopio hasta la edad y el peso. Sin embargo, hay muchas maneras de prevenir estas causas, desde una dieta saludable y ejercicio regular hasta exámenes médicos y diagnósticos tempranos. Si estás tratando de concebir y tienes problemas con la infertilidad secundaria, no dudes en buscar ayuda médica.

Comparte este artículo:
Pin Share

Deja una respuesta