Ventajas para ahorrar a la hora de cambiar tu neumático

Automóviles

El hecho de cambiar neumáticos baratos es algo esencial y rutinario para el rendimiento y la longevidad de su coche. Por eso, los expertos recomiendan cambiar los neumáticos cada cierto tiempo, en cuanto se encuentran desgastados. Lo mismo ocurre con el aceite de su coche, que debe cambiarlo cada tres meses o después de unos 5.000 km (estas recomendaciones pueden variar según su coche y el clima). Por eso, es normal preguntarse, ¿Conviene cambiar los neumáticos o el coche por mi cuenta?

Beneficios de cambiar los neumáticos por su cuenta

Si bien hay pros y contras de cambiar su propio aceite o sus neumáticos, los beneficios de mantener su vehículo usted mismo son muchos. Trabajar con el aceite del motor puede ser una perspectiva intimidante, pero cambiarlo usted mismo merece la pena por una serie de razones. Aquí hay tres beneficios de cambiar su propio aceite y sus neumáticos:

Ahorra dinero

Obviamente, cuando usted compra sus propias piezas y proporciona su propia mano de obra, es más barato cambiar su propio neumático. Pero su tiempo también es dinero; cuando no tiene que llevar su vehículo a un concesionario o taller, se ahorra un viaje y una aburrida espera. Cuando tomas el asunto en tus manos, puedes ahorrar tiempo y dinero cambiando tu propio neumático.

También te puede interesar leer:  ¿Qué son los bancos de potencia?

Aprendizaje de una valiosa habilidad

¿Te intimida cambiar tu propio neumático? Probablemente sea más fácil de lo que crees. Además, saber cómo cambiar el neumático de tu coche es una valiosa habilidad de la que te puedes beneficiar en los próximos años. Antes de empezar, asegúrate de tener estas herramientas básicas a mano:

¿Estás nervioso por empezar? Busca a otro experto en automóviles para que te guíe, o recurre a Internet. Abundan los tutoriales online.

Mantendrás tu vehículo sano

¿Otra razón clave para cambiar tu propio neumático? Es una de las cosas más importantes que puedes hacer para mantener la salud de tu vehículo. El neumático es esencial para que el motor funcione bien, y al cambiarlo en los intervalos adecuados (consulte el manual para conocer los detalles), está ayudando a garantizar que su vehículo siga funcionando bien.

Además, los neumáticos son aún más fáciles de cambiar que el aceite. La mayoría de los coches vienen con un neumático ficticio, una llave y un gato para este tipo de emergencias. Tenga en cuenta que los neumáticos ficticios, también llamados “donuts”, sólo están pensados para ser conducidos durante un número limitado de kilómetros y a velocidades bajas. No son una solución permanente, sino una forma de llevarle a un taller para que pueda conseguir un neumático de sustitución más permanente.

También te puede interesar leer:  ¿Qué son los bancos de potencia?

Cambiar los neumáticos y el aceite van de la mano, y rotar los neumáticos cada vez que se cambia el aceite significa que se desgastarán más uniformemente, lo que se traduce en una mayor eficiencia de combustible y una vida más larga para los neumáticos (¡que no son baratos!). Rotar los neumáticos, a diferencia de sustituir uno temporalmente, requiere un poco más de habilidad. Para ello, necesitarás:

Gato para el coche
Pies de gato
Llave de tuercas
Como con la mayoría de las cosas, puedes recurrir a Internet para encontrar vídeos que te guíen en el proceso.

 

Comparte este artículo:

Deja un comentario