¿Cómo elegir un router wifi 4G?

Internet

Wlan, Web, Acceso, Internet, Comunicación, Red, Redes

Un router wifi 4 g o también comúnmente conocido como módem, es una aparato que permite que nuestras casas tengan acceso a internet sin verse en la necesidad de “tener que pasar por un épico ADLS de su ISP”. Así, en el caso de vivir en un área en el que la velocidad de los datos no supera los 10Mbps, pero sí es una zona que cuenta con 4G o 4G+, en ese caso, un router compatible con dicha generación puede ser una solución para este problema. No obstante, no vale precipitarse  en  invertir en uno de estos equipos sin antes tener en cuenta al menos unas de estas circunstancias, es decir: si el área donde vivimos es una zona cubierta por 4G o 4G+ y también es importante considerar qué tipo de router se adapta mejor a nuestras necesidades, si un router fijo o uno portable.

Cómo determinar si el área donde vivimos cuenta con la red 4G o 4G+

Este es sin duda, uno de los factores que no deben dejar de considerarse en el momento de invertir en un router wifi 4G, pues, independientemente de la calidad del equipo, si la zona en que habitamos no está cubierta por este tipo de red de última generación, entonces esto es algo fundamental que debemos considerar a la hora de navegar por internet. De ahí que sea pertinente realizar las pruebas necesarias para conocer este hecho y de este modo, corroborar si se está o no en un área 4G o 4G+. Dichas pruebas se pueden hacer a través de un teléfono inteligente, sin embargo, es necesario tener presente, que este tipo de teléfonos capturan menos frecuencias de lo que lo haría un módem. Por tanto, si lo que se quiere es obtener unos resultados precisos, se podría optar por usar aplicaciones disponibles para este cometido, como es el caso de nperf.com.

También te puede interesar leer:  ¿Qué ventajas tiene una tarifa de fibra y móvil?

Elije un router que se adapte a tus necesidades

Existen tantos routers wifi 4G fijos como portátiles. Así, el primero se trata de un equipo que al no poseer una batería recargable es necesario mantearlo enchufado a una toma de corriente eléctrica. Sin embargo, “fijo” no debe entenderse de forma absoluta, pues, a diferencia de un equipo de ADSL convencional, no requiere de una instalación compleja; solo se enchufa, se le inserta una tarjeta SIM y el equipo estará operativo. Ahora, en cuanto a un módem portátil, una de sus principales características es que su batería es recargable y por tanto, es muy práctico en el momento de ir a uno u otro lugar fuera de casa. Sin embargo, el router portátil es menos potente que uno fijo, ya que este último permite aprovechar la banda ancha donde el ADSL trabaja, característica esta que no es de extrañar, ya que se trata de un equipo diseñado para el uso diario y doméstico. Pese a todo, el router fijo también presentas ciertas desventajas, como el hecho de que al vincularse a una tarjeta SIM imposibilita una IP fija y por ende, dificulta los accesos a un NAS exterior. Además, al supeditarlo a un paquete de datos, la cantidad de estos está limitada cada mes.

 

También te puede interesar leer:  El uso de los tablets, ¿cuando se utilizan más?

 

 

 

 

 

Comparte este artículo:
45

Deja un comentario